descargaEl chorizo tiene un origen tan antiguo como la matanza, todo aquel que tenga pueblo se acordará de sus padres o sus abuelos haciendo la matanza. En la casa de mis abuelos, un pequeño pueblo junto a Molina de Aragón, Valhermoso, se hacía a principios de Diciembre y servía para tener reservas para todo el invierno, era una fiesta, ya que se juntaban familia, vecinos y amigos para ayudar, y yo personalmente es uno de mis primeros recuerdos de infancia.

Una de las primeras referencias a embutidos en la historia es en la Odisea del S IX a. de C. en la que Hómero habla sobre una tripa rellena con sangre y grasa y que se puede asar al fuego.

Durante la época grecoromana ya existían los embutidos, se puede observar como en varias obras literarias se hacen referencia a ellos.

Otra referencia más tardía del S XII es en el calendario Románico de San Isidoro en el que para el mes de Noviembre aparece la figura de un hombre sujetando un cerdo al que va a sacrificar.

Durante el S XV el ganado se criaba fuera de las ciudades, los animales se sacrificaban en salas de despiece y se vendían las piezas a las carnicerías, por lo contrario los cerdos se seguían criando en las villas y se mataban en las casas y el embutido era elaborado por parte de toda la familia “La matanza del cerdo”.

El chorizo español es rojo gracias al pimentón. Este ingrediente no llego a España hasta el S XVI, ya que llegó de América. Antes del descubrimiento, en Europa los embutidos eran blanquecinos, o negros si llevaban sangre.Existen recetas del siglo XVI para hacer chorizos en un manual de mujeres.

A principios del S XVIII en 1726 la Real Academia de la Lengua, define al chorizo como: pedazo corto de tripa, lleno de carne, regularmente de puerco, picada y adobada, que normalmente se cura al humo”.

 El-choricero-de-Ramón-BayeuExiste una anécdota del rey Carlos IV, que nos ilustra sobre la importancia que fue tomando el chorizo en la gastronomía española, estaba el rey cazando y se encontró con el choricero del lugar, éste le ofreció a probar de un chorizo que llevaba en sus alforjas, le gusto tanto al rey que le hizo proveedor oficial de la casa real. Este acontecimiento quedó retratado en un tapiz llamado “El choricero José Rico, de Candelario” de Bayeu, cuñado de Goya.

Hacia mitad del S XIX se llega al desarrollo de la elaboración de productos cárnicos y entre ellos el chorizo tal y como se conoce hoy en día, pero hay un dicho que dice que hay tantos tipos de chorizos como elaboradores del mismo.

Espero que os haya gustado el artículo y ahora sólo os falta encontrar el que más os guste. Aquí os dejo nuestra sugerencia Chorizo español.